25 mayo 2012

Resumen de la semana loca.

1. El lunes aún estábamos de resaca, nos dolían los ojos, las manos, los días pasados.
2. Decidimos dejar a Eme en manos de Carlota. Los gatos no consiguieron llevarse bien. Se arañaban y se gritaban. Apenas nos dejaron dormir. 
3. Volví a Formspring. 
4. Creamos la página de Facebook de El Sindicato
5. Compramos mucha cerveza y nos la bebimos el primer día.
6. Cobré algo.
7. Gracias a que cobré algo nos fuimos a cenar sushi y luego vimos a David Leo García un rato.
8. Laura Rosal también vino, pero también se fue. 
9. Hoy es el cumpleaños de Unai Velasco. Aún es muy joven, claro. Tiene 26. Pero la fecha asusta. La edad asusta tanto. Dentro de poco empezaremos a ser viejos. Por los nervios me salen canas. Soy vieja. Soy vieja. Ben Brooks lo dijo en su espectáculo. Tengo veinte años y me voy a morir. 
10. Guerlain, la marca de perfumes y demás, me ha mandado un paquetito con cosas chulas a casa. Normalmente a casa me llegan libros para que haga reseñas, pero eso de que lleguen pintalabios y perfumes me parece un negocio aún mejor. Adoro esa marca. Es como la Tusquets de los cosméticos.
11. El café con Gonzalo Torné en Travessera es crucial, todas las semanas. 
12. Mi madre ha vuelto a casa.
13. Me gusta emborracharme con Ibrah todas las noches.
14. Maldigo a Dios por haber acabado las temporadas de las series que estoy siguiendo. 
15. Leí Lolita secreta y Maternidad imposible. De este segundo os prometí una reseña que quiero acabar pero que no termina de salir. Pronto. Sí. Lo prometo. O no. Mejor no lo prometo.
16. He conocido a Julián Herbert: es un grandísimo autor. 
17. Planeo mi larga estancia en Madrid para hacer unos exámenes que aún no he estudiado. 
18. También he leído La mujer de papel, de Rabih Alameddine. Su editora en España, Silvia Querini, me pasó las galeradas hace un tiempo y creo que es una novela ligera, divertida y amena para que leamos en verano. Escribí esto a propósito: quisiera estar tan loca como Aaliya, el nuevo personaje de Rabih Alameddine, esto es: quisiera ser una entrañable señora rodeada de libros, dialogar con los personajes de mis novelas preferidas, refugiarme en la literatura para olvidar mi antigua y complicada vida, ser, en definitiva una suerte de Alonso Quijano moderno y femenino refugiado en algún lugar de Beirut. Quisiera estar tan loca como Aaliya, decía, y así convertir mis sueños en esta realidad de papel.
19. Quiero nuevos libros de poesía: el de Olga Orozco, el de Josep María Rodríguez, o cualquiera que me recomendéis.
20. Estoy nerviosa. Me gusta mi trabajo. Por las mañanas echo de menos a Ibrah. Y todo eso. 

5 comentarios:

nombre visible dijo...

Madre, una semana para mear y no echar gota. Me gusta tu blog, me pone al corriente de más libros potencialmente buenos.

Dara Gorrión dijo...

Yo también tengo un punto 9 que me desvela y me desarma, que me hace temblar algunos días.

Karen Valladares dijo...

Julian Herbert es un gran escritor lo conocì en el 3er Festival Internacional de poesía, Acapulco, México. La reseña del festi me tocó hacerla y se la dediqué a su padre.-
Es un gran ser humano.Y gran escritor.

Cardelina dijo...

las mejores galeradas de poesía en españa las tiene Pre-textos.
cada vez encuentro más poesía en chicas suramericanas (ecuador, bolivia, paraguay) que en las oriundas. mi quechua va mejorando.

Amélie dijo...

Uff, es difícil descubrirle algo nuevo a una lectora tan voraz como tú. Allá van cosillas que he leído últimamente y me han gustado:

- No duerme el animal. Ada Salas. Ed. Hiperión.
- Poesía finlandesa actual. Ed. Icaria. De aquí me han gustado especialmente las poetas Sirkka Turkka y Eeva Liisa Manner.
- 99 cuartetos de Wang Wei y su círculo. Ed Pre-Textos.
- Habitación 328 y otros poemas. Miguel Florián. Ed. Visor.

Poesía en internet:
http://www.hugomujica.com.ar/poemas-completos.html
http://creacionenmarcha.blogspot.com.es/