09 noviembre 2011

******* sangrantes.


Un experimento: no volver a leer a una mujer nunca más. O a un hombre. ¿? Si el error es el género dejaré atrás el sentimiento. Porque hay quien desprecia la literatura. Porque hay quien no invita. La tela que huele a hongos. El pensamiento que no sangra. Ellos hablan de dios. 
Ellas, 
de su maldito vientre. 

6 comentarios:

martinvega dijo...

os quiero ya lo sabeis

Anónimo dijo...

Me llaman capa.

Anónimo dijo...

I wanna cum on your shadow

Paz dijo...

Todos hablamos de lo mismo. De la maldita vida y la bendita muerte. Lo único que hacemos es cambiar los adjetivos de vez en cuando.

Jorge Díaz Martínez dijo...

Luna, esos últimos versos son la historia del mundo.

isabel bono dijo...

no todas
hablamos de nuestro vientre

a mí me gusta
hablar de mis pulmones

nadie ama con el vientre

algunas
amamos con los pulmones