28 abril 2010

Mi antigua casa (infinite room).



A veces, muy brevemente, un momento blanco -como de insensibilidad- que no es momento de olvido. Eso me espanta.
Roland Barthes

6 comentarios:

Matzerath dijo...

¡Yo en mi habitación tengo a Buzz!

luna dijo...

Woody es mi amor de infancia.


Oiga Mat, deberíamos ir a ver la 3ª juntos.




Muá.

Alba dijo...

Oh, y el mío. Woody es uno de mis grandes amores de infacia, Sailor Moon mi más querida heroína y también exhibo con orgullo la edición especial de Trainspotting.

luna dijo...

Pues mira qué bien, Alba. Aunque en Sailor Moon yo era más partidaria de Marte. O de Júpiter. Esas tipas fueron las que le salvaron la vida a nuestra heroína. De hecho, qué es un satélite sin el resto de los planetas. Y, reconozco, mi preferido, el gato Luna. Guardo su pieza en juguete de plástico con mucho cariño. Ay!

En cuanto a Woody. Me parece el amante perfecto. Divertido, guapo, alto, lleva pitillos, tiene la nariz grande, va bien peinado, puede pisar a los cabrones que se metan contigo con sus botas de punta...

En fin.
Que estoy en esta habitación adolescente,

y desvarío.


Abrazo.

Portinari dijo...

Me encanta que desvaríes así.

Pizarnik dijo...

Tengo el mismo poster en mi habitación :)

Dios, soy un desastre. Quería haber ido a la presentación de vuestro libro en Liberarte, pero llegué un día más tarde a la misma hora :S

Suerte con los exámenes!