31 enero 2010

Estoy creciendo de la nada*


Paseo por mi propia herida: he visto la casa de Valente en obras. Los andamios nada poéticos. Las telas verdes prohibiéndome besar la madera del portal. No he visto a Valente. No he visto a nadie. Quizá un gato y el café de los domingos. El atardecer, a la vuelta. Leo otros poemas. Odio febrero. Mañana empieza la Realidad.

*Chantal Maillard

7 comentarios:

Rogue dijo...

Es un mal momento para ver a nadie, cuando estamos todos abosorbiendo conocimientos(unos mas necesarios que otros la verdad)

Que gatito más mono

Si, que feo es febrero y eso que acabamos de llegar a él.
Aunque para mi el mes más deprimente es abril y no se porqué, es una manía de toda la vida la que le tengo.

¿has acabado ya tus examenes?
besos

Rogue dijo...

:) me encantaría ir a Madrid no he visto nada de la ciudad, fui a los 12 pero solo a la Warner.

Si no salen mal del todo los exámenes podría plantearme un viajecito y así me enseñas todos los sitios que creas necesarios que deba conocer!
^^
cuidate

Xío dijo...

=)
Espero que esté usted igual de bien.
¿Marzomurzia?
Me suena a morcilla o a mazmorra.

Anoche abrí "azucar o sal" y me topé con el poema de Naira en la parte dulce al lado de una imagen de boda, que casualidad,xDD

Míralo si tienes alguno a mano! ^^

Un abrazo mi belle

a p n e i c a dijo...

mi barrio, el faro y los gatos
me recuerda a tener 12 años y pasar sola un domingo por la tarde de octubre

Chantal es una grande.

a veces Almería es el mejor lugar para crecer de la nada.

besos

juan bello dijo...

yo no odio febrero, pero febrero se está empeñando en que lo odie.

alberto dijo...

yo estoy en la nada,pero no crezco, no sé que pasa

Rafael Suárez Plácido dijo...

Tengo algo que habías publicado en La Bella Varsovia, pero quiero estos libros y los quiero ya.