17 febrero 2009

Delayed (o cómo vivir sin LMP).

La luz roza su página desde la ventanilla ovalada de la avioneta.
Iberia 8589. Cómo no leí el azul.
Cómo tardé tanto en contemplar su verso.

9 comentarios:

Carloscalavera dijo...

arggggg



aquí estamos

a p n e i c a dijo...

Bárbara siempre me cuenta que Panero la invita en Canarias a un café de vez en cuando por las tardes cuando sale al recreo. Cada día le pone un nombre distinto. Casi siempre Lola. Pero es majísimo cuando la invita. Casi todas las veces.

Stalker dijo...

Es fácil vivir sin las cosas que nos cambian la vida hasta que las descubrimos.

En todo predecible viaje al malditismo no puede faltar Panero.

Betty dijo...

En Madrid me van a prohibir la entrada, pero bien.
Con mucho sueño y dolor de pies y de todo lo demás.

Me alegra que hayas tenido un bonito fin de semana :**

Liquem Nuc dijo...

Lo siento, soy fan de Michi, no de Leopoldo, aunque admiro su lírica, echo en falta cínismo y nihilismo (y más en alguien con tantos motivos) Curiosa imagen, en cualquier caso...

nunca dijo...

No lo dude bella

VMV dijo...

tenemos muchas ediciones en común... me ha hecho gracia ver la de LPM, justo hoy la he guardado para ir preparando la mudanza. Teoría del Miedo y Gólem, creo que son los últimos en Igitur.

Alferez Cucharon dijo...

Panero y la resurreccion hindu son conceptos de los que se debe obtener el favor.

El hombre parisino del lanzallamas bajando la calle junto al reputadisimo padre borracho de nariz roja, son agujas mortuorias necesarias.

Cangrejo Pistolero dijo...

Hola Luna,
hace unos días que terminamos La Revuelta Sureña. Panero no dejó indiferente a nadie. Te regalo la primera de mis crónicas sobre lo que viví con él.

http://conductordenubes.blogspot.com/2009/02/leopoldo-m-panero-en-la-revuelta-surena.html

Besos luneros