16 febrero 2009

14. Ficción no es la palabra.



Hablaría de las horas con Helios Obscurus y el Bohemio tomando cocktails de origen ruso. Hablaría de Andujar, el presentador de noches. De Rosalía la hebrea. De la Chochoni de ojos achinados. Del disco de Radiohead a todo trapo en el cuarto de mi padre. Hablaría de mi ataúd y de los libros que reordeno. Hablaría del amor con el Oxidao, bajo un caramanchón del Poblado Polilla. Hablaría de la perra Luna. De Camilo el viejo. De las llamadas a La Ley y al bueno de Ibrahím. De la estación de trenes y el vinilo de Paco de Lucía. Hablaría de todas esas cosas y os contaría mi vida. Pero no es mi vida lo que quiero contar. Todavía no.

5 comentarios:

andres dijo...

llegué a tu blog de casualidad, me encanta la selección de poemas y las fotos. Besos.

VMV dijo...

http://www.youtube.com/watch?v=JB2POWSnStU

Stalker dijo...

Cuenta lo demás, Luna. Aguardamos...

¿Tienes algún amigo con nombre normal?

j blues dijo...

es un buen bocado para empezar

un saludo!

a p n e i c a dijo...

:)

cuántas cosas miradas y oídas.
vibración.

como esa vez que por diez minutos salí de Europa rozando SuizAlemaniAustria y terminé en un tren explicando en portugués al señor revisor (inglés, él no, alemán, yo no, francés, yo no, italiano, él no.....)que no era una transfuga sin pasaporte, sólo una profe becaria de castellano con DNI en regla. 6 minutos después ya no era ilegal estar en ese tren, Europa estaba de vuelta. jajajajajaja

aunque fuera otra vida, se entiende.