15 enero 2009

Un rezo (tras San Canuto).


El temor es mi asunto y mi silencio.
Jordi Doce

4 comentarios:

Ana dijo...

el movimiento que hay, además, entre el asunto y el silencio es lo que mueve.
besines.

el lector dijo...

no temáis.

una de las enseñanzas de Jesus Cristo... y nos convirtió en fanáticos, sí. el que no teme no sabe ni quiere aprender.

Jordi Doce dijo...

amén,
ana.

amen,
lector.

lo insoluble
es lo único
de lo que vale la pena
escribir.

saludos
j12

Carlos del Río dijo...

Pero sigue existiendo San Canuto...?
Que bien.
Que buen libro, que buen té, y que buen gotelé.
Con vistas, eso sí.