12 mayo 2008

La leona y el niño.



Y después de levantarme y acercarme
al baño, y echar el asco y las entrañas
por las cañerías, y tirar de la cadena, se me ocurre
que es agradable estar vivo y hacer la guerra
y el amor y este poema y que el mundo
bien merece
otra mirada.

(Roger Wolfe)

7 comentarios:

samsa777 dijo...

¡Que viva el señor Wolfe!

tournesols dijo...

¡leoncilla!

(¿cuándo hablamos?)

*

José Antonio Garrido dijo...

Hola, Luna.

La literatura se ha alimentado, durante mucho tiempo, de escritores suicidas. Me alegra que también le dé una oportunidad a un texto vitalista.

Por cierto, me quedé con las ganas de verte en el taller de Félix Romeo. La verdad es que mereció mucho la pena. Un beso.

P.d. Te recuerdo que me sigues debiendo una foto (jcardena@ual.es)

urdy gurdy man dijo...

http://youtube.com/watch?v=yag4s3C900E

Luna dijo...

la conocía, gurdy

Perseo dijo...

La guitarra "metálica" de Jimmy Page -Led Zeppelin- arranca notas que se ajustan con perfección a las costuras de este tema.

Davido dijo...

(...)

Pero al menos consagro a mí mismo un desprecio sin lágrimas,
noble al menos por el gesto de largueza con que arrojo
la ropa sucia que soy al discurrir de las cosas
y me quedo en casa sin camisa.

(...)

Alvaro de Campos. "Estanco"