12 agosto 2007

Poemas rurales de verano.



COMARCA DE MIRNA
para Pelayo


Pisar girasoles es necesario en la comarca;
negar el maullido de los gatos tuertos,
cruzar las vías del apeadero.
Vuelve del campo un paisano rojo
cantando mentiras en todos los idiomas.
Trepa montañas de coral, come carbón marino.
El resto de habitantes reza con manos de mármol
y ya ninguno puede ver el mar.


Mirna, que espera al mal oliente paisano,
mira al fondo del valle y asegura divisar el horizonte.
Queda lejos, es azul.
Creedme,
lo veréis.

4 comentarios:

Julio Castelló dijo...

Me encanta tu capacidad de ver (más allá).
Por cierto, esta mañana me he comprado el cómic de Ghost World, por tu culpa (pura curiosidad); y aunque reconozco que las chicas dejan que desear (como cualquiera de nosotros, por otro lado, y creo que en parte de eso se trata), al acabarlo me ha parecido que el libro crecía con Enid. Un gran cómic, sí 'señora'... Gracias. Nuevamente.
¿Hay algo más por ahí que merezca mucho la pena leerse? Hablo de cómics, fundamentalmente, aunque si alguien está dispuesto ha recomendarme lectura, yo estoy dispuesto a escucharle...

samsa777 dijo...

"Cantando mentiras en todos los idiomas"... ¡Qué bueno!

Luna dijo...

:D Gracias chicos.

Pues Julio, ayer por la noche me leí el segundo capítulo del libro un cuarto propio de virginia wolf y me quedé alucinada, me gustó muchísimo, de verdad.

También te recomiendo la peli de ghost world, que es un poco diferente al comic pero mola. Y si quieres adentrarte un poco más en este mundo fantasmal que siento, escucha Strange Little Girl de los Strangerls, el vídeo está en el youtube y es bonito.

De otros comics no tengo ni idea, la verdad. Sólo he leido a Daniel Clowes!

Gracias y un beso.

Cesc dijo...

Qué diferencia de paisajes aquí en Norrland...

Hablando de comics, yo tampoco entiendo demasiado, pero Adrian Tomine me parece buenísimo. Hace tiempo me compré "Rubia de verano" y la historia "Amenaza de bomba" es de una belleza poética difícil de encontrar en otros autores. Os lo recomiendo ávidamente.

Un beso,
Cesc.

PD: veo que solucionastes los problemas con la computadora :)